Lechuza Moteada del Norte

Lechuza Moteada del Norte

Lechuza Moteada del Norte

Strix occidentalis caurina

Esta subespecie del cárabo californiano, que en inglés es llamada northern spotted owl, traducido como búho manchado del norte, se encuentra solo en una región de Norteamérica. De acuerdo con la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), Strix occidentalis tiene 4 subespecies.

En realidad, Strix occidentalis caurina no es una lechuza, puesto que no está clasificada en la familia Tytonidae.

Orden: Strigiformes
Familia: Strigidae
Género: Strix

Descripción

Es un ave de tamaño mediano con ojos oscuros y cola poco larga. Los individuos de esta subespecie son los más grandes, por lo que superan en tamaño a los de las otras 3 subespecies. En promedio, estos animales miden de 40.6 a 48,2 centímetros de longitud, y pesan hasta 2.7 kilogramos. La medida de la envergadura es de aproximadamente 42 pulgadas. Como suele suceder con los estrigiformes, las hembras se diferencian de los machos por un mayor tamaño.

La lechuza moteada del norte es dueña de un plumaje marrón oscuro con manchas blancas de forma irregular esparcidas en la cabeza, la espalda y las partes inferiores del cuerpo. Carece de mechones largos de plumas en la cabeza. Un círculo de color marrón se observa alrededor de cada ojo, y en el rostro se avista un disco facial, de color más oscuro que en el resto de las subespecies. De hecho, esta subespecie es la que tiene las manchas blancas más pequeñas.

Distribución y hábitat

Vive en bosques primarios y zonas con árboles antiguos de Canadá y Estados Unidos.

Es un ave nativa de Canadá y Estados Unidos; el rango de distribución abarca desde el suroeste de Columbia Británica, Canadá, hasta el sur de California, a lo largo de la costa del océano Pacífico. Son muy frecuentes en áreas naturales del oeste de Washington y Oregón y el norte-noroeste de California.

Esta lechuza prospera en bosques primarios y zonas con árboles antiguos, o bien, bosques jóvenes pero con presencia de árboles antiguos que tardan más de 100 años en madurar. Este requerimiento responde principalmente a la necesidad de tener sitios adecuados para anidar, pues los agujeros vacíos en los troncos son comunes. Sus hábitats tienen doseles altos, y por lo tanto, áreas abiertas o semiabiertas en la zona inferior que permiten volar con relativa libertad y buscar presas entre la vegetación.

Características de la lechuza moteada del norte

Lechuza moteada del norte – Strix occidentalis caurina. / Autor de la imagen: USFS Region 5

Alimentación

La lechuza moteada del norte es un depredador nocturno: aprovecha las horas de la noche para buscar alimento, mayormente pequeños mamíferos terrestres. Entre sus presas más frecuentes se encuentran ratas del género Neotoma, ardillas voladoras, ratones de campo, ratas de bosque y algunas aves, reptiles e insectos, según su disponibilidad. Vuela a poca distancia del suelo, y una vez que encuentra una presa se abalanza en silencio sobre ella y la captura con sus garras. A menudo la traga entera, incluidos los huesos y las plumas o pelo.

Comportamiento

Aunque no es migratoria, es capaz de realizar movimientos estacionales si los alimentos comienzan a escasear.

Strix occidentalis caurina es una subespecie territorial y solitaria, a menos que se encuentre en temporada reproductiva. El territorio de las parejas reproductivas comprende unos 40 metros cuadrados, entre la zona de anidación y la de caza. Se muestra completamente intolerante a la degradación de su hábitat, por lo que la tala constituye un problema mayor.

Aunque no es migratoria, es capaz de realizar movimientos estacionales si los alimentos de la zona donde vive comienzan a escasear. Sin embargo, no se traslada a más de unos cuantos kilómetros de su hogar original. Tiene un patrón de vuelo en el que realiza rápidos aleteos intercalados con vuelo sin aleteo; esto le ayuda a reducir al máximo el ruido que puede producir al acercarse a una presa.

Reproducción

Las aves estrigiformes tienden a ser monógamas, pero a diferencia de muchas de ellas, la lechuza moteada del norte suele permanecer con un solo individuo durante toda su vida y no solo en el tiempo que tarda una temporada reproductiva. Claro está, existen algunas excepciones.

Alrededor de los 2 años de edad, los individuos alcanzan su madurez sexual, si bien comienzan a reproducirse hasta 1 año después. Entre febrero y marzo se produce el apareamiento, y la hembra coloca en el nido 2-3 huevos blancos alrededor de marzo o abril. Bastan unos 30 días de incubación materna para que los polluelos emerjan de los huevos, y entonces son cuidados por ambos padres hasta que unas semanas después comienzan a independizarse.

Amenazas y conservación

Dato alarmante: solo 3,778 parejas persisten en la actualidad.

Según la UICN, la población total de la lechuza moteada del norte se ha estado reduciendo durante los últimos años, y en Canadá se encuentra al borde de la extinción. 3,778 parejas persisten en la actualidad. La extracción de madera, la conversión de su hábitat en tierras agrícolas y la competencia con otras especies de búhos por el hábitat y los alimentos son los principales factores que la amenazan. En resumidas cuentas, es la pérdida de hábitat lo que más le afecta.

Los gobiernos locales y estatales han implementado algunas medidas de conservación, que hasta la fecha no han rendido suficientes frutos. La Ley de Especies en Peligro de Extinción de Estados Unidos (US Endangered Species Act) la lista como especie Amenazada, y en Columbia Británica está protegida bajo la sección 34 de la Ley de Vida Silvestre (Wildlife Act). Bajo esta medida, la captura de huevos y la destrucción de nidos están prohibidas.